¿Cuál es el mejor estilo de aprendizaje en inglés?

Si aprender un idioma es una cuestión de estilos, entonces, ¿cuál es el mejor estilo de aprendizaje en inglés? He allí el dilema, como diría un conocido escritor.

La verdad es que la manera en la que se decide abordar el aprendizaje de una determinada lengua depende de la personalidad, gustos, tiempo y otros factores relacionados a la persona interesada.

Podría decirse, entonces, que cada tipo de aprendizaje debería adaptarse al estilo personal del estudiante.

No todas las personas tienen la capacidad de aprender al mismo ritmo, ni a través de los mismos estímulos.

Por ejemplo, hay personas que absorben mejor los conocimientos a través de las imágenes. Otros prefieren usar el sentido del oído, mientras que algunos optan por tomar cursos convencionales y otros aprenden por su cuenta.

En este artículo, vamos a ver unos cuantos estilos de aprendizaje del idioma inglés para que seleccionemos el que mejor se adapte a nosotros.

Estilo auditivo para aprender inglés

Estilo auditivo para aprender inglés

Existen personas que tienen una capacidad enorme para aprender escuchando las cosas en vez de anotarlas.

En las universidades, nos podemos topar con estudiantes que casi no escriben nada y lo que hacen durante las clases es limitarse a escuchar lo que dice el profesor.

Cuando le preguntamos a uno de estos estudiantes: ¿Por qué no copiaste nada de lo que explicó el teacher? Inmediatamente sorprenden contestando con mucha seguridad “todo lo tengo aquí”, mientras señalan sus cabezas.

Si vamos a aprender inglés a través del estilo auditivo, podemos seguir las siguientes recomendaciones:

Utilizar los audiolibros

Los audiolibros son el recurso por excelencia de las personas que tienen facilidad para aprender inglés escuchando.

Con los audiolibros podemos escuchar todo tipo de historias que varían entre:

– Cuentos para niños.
– Literatura fantástica.
– Cuentos para adolescentes.
– Novelas clásicas.
– Novelas contemporáneas.
– Poesía, etc.

Al aprender con los audiolibros, podemos seguir estas recomendaciones:

a) Leer la historia sin el audio para enterarnos de qué va. También debemos buscar el significado de las palabras y frases que no entendamos.

b) Colocar el audio y leer mientras escuchamos la historia. Lo ideal es repetir esto varias veces hasta que dominemos bien al audiolibro.

c) Colocar el audiolibro sin usar el texto. Esto lo podemos hacer mientras realizamos nuestras labores diarias y ayudará enormemente a afinar nuestro oído y comprensión del idioma.

Cantar en inglés

Otra actividad para aprender inglés relacionada con el sentido del oído es la de cantar mientras se aprende.

No hay duda de que la música mueve nuestras emociones y si la combinamos con el inglés se nos facilitará el aprendizaje.

Para aprender inglés cantando te recomendamos lo siguiente:

a) Consigue las letras de tus canciones favoritas y tradúcelas, entendiendo bien cada término y cada expresión.

b) Escucha la canción mientras lees, para que tomes el ritmo de cada frase y veas como se pronuncia.

c) Cantar escuchando la canción. Al principio el resultado puede ser un caos total pero, a medida que cantemos la pieza una y otra vez, llegará un punto en que la cantemos correctamente, inclusive, sin música.

Estilo clásico para aprender inglés

Estilo clásico para aprender inglés

Es este estilo están esas personas que les gusta la manera tradicional de hacer las cosas. Lo cual no tienen nada de malo, ya que para el idioma inglés el estilo clásico también da buenos resultados.

El estilo clásico de aprender este idioma consiste en lo que todos hemos escuchado desde hace años: hacer un curso presencial.

Los cursos de inglés suelen funcionar muy bien, ya que en ellos podemos tener acceso a muchas herramientas en sólo una hora diaria.

Por ejemplo, durante una clase podríamos:

– Hacerle preguntas directas al profesor.
– Interactuar y practicar con el resto de los estudiantes.
– Aprender léxico y gramática.
– Aclarar dudas con los compañeros de clases.
– Evaluar nuestros avances a través de las pruebas y los exámenes.
– Avanzar rápidamente al tener que cumplir con un horario de clases y presentar las tareas para la casa.
– Hay algunos cursos que utilizan contenido multimedia, lo cual puede potenciar nuestros conocimientos.

Cuando tomemos un curso de inglés, debemos seguir los siguientes consejos:

a) Seleccionar una academia reconocida que nos pueda emitir un certificado una vez que culminemos nuestros estudios.

b) Tratar se escoger un curso clásico de un año, ya que en este lapso el proceso de aprendizaje se hará sin las presiones y el vértigo que implica tomar un curso intensivo de 6 o 3 meses.

c) Cumplir con el horario de estudio y clases, además de hacer todos los ejercicios que nos asignen.

Estilo a distancia para aprender inglés

El estilo a distancia no es otro que una versión más práctica del estilo clásico.

La idea central es prácticamente la misma: inscribirnos en un curso de inglés, sólo que esta vez lo tomaremos a través de internet o por vía del correo convencional (aunque esta última opción ha quedado obsoleta en la mayoría de los países gracias a la tecnología).

Estudiar a distancia nos permite tomar nuestras sesiones de clases en un horario flexible, ya que podemos acordarlo previamente con el profesor.

También nos brinda la ventaja de que podemos hacer nuestros ejercicios en los momentos en los que no tengamos que atender nuestras obligaciones diarias con la familia, el trabajo o los amigos.

Definitivamente, estudiar a distancia nos ayuda administrar bien nuestro tiempo si somos personas muy ocupadas.

Si vamos a estudiar a distancia no olvidemos tomar en cuenta estos tips.

a) Antes de seleccionar una institución, debemos investigar su calidad y esto lo podemos hacer a través de las opiniones que publican las personas que han sido sus estudiantes.

b) No bajar los brazos ante la facilidad de no tener que cumplir con un horario. Igual debemos esforzarnos para tener nuestra materia al día y realizar todas las actividades en las fechas especificadas.

Estilo autodidacta para aprender inglés

Estilo autodidacta para aprender inglés

Aprender por nuestra propia cuenta puede resultar muy atractivo y tentador, pero no olvidemos que requiere de una gran responsabilidad, disciplina y fuerza de voluntad para que podamos tener un ritmo de avance aceptable.

El hecho de no tener que cumplir con un horario de clases y de seleccionar el tipo de actividades que más nos gusten para aprender inglés, nos da una inmensa libertad y muchas posibilidades diferentes, por ejemplo:

a) Uso de libros de texto. La base para aprender inglés por nuestra cuenta está en tener un libro de texto que sea completo en las diferentes áreas del idioma y posea ejercicios que podamos resolver a medida que avanzamos.

b) Podemos utilizar las películas y series para practicar la dicción y comprensión.

c) Leer novelas y cuentos es la herramienta más efectiva para perfeccionar nuestra gramática y ampliar nuestro vocabulario.

d) El uso de las redes sociales nos puede ayudar a practicar la parte escrita, a través del envío de mensajes de texto y del uso de las salas de chat.

e) Conversar con tantos nativos como podamos. Esto lo podemos lograr estudiando las técnicas para iniciar y mantener conversaciones en inglés.

Si vivimos en un país angloparlante, podemos intentar estas charlas en situaciones cotidianas de la calle. Si no es así, podemos conseguir contactos con nativos a través de las redes sociales o de las páginas de intercambio de idiomas.

¿Te gustó? Comparte este contenido

Deja un comentario