¿Se puede aprender inglés en tan solo 7 días?

Aprender inglés en tan solo 7 días parece realmente imposible, te decimos técnicas, opiniones de expertos, en cuánto tiempo puedes aprender y lo más importante, respondemos la pregunta del millón.

¿Es posible aprender inglés en tan solo 7 días?

No hay razón para mentirte, no vas a poder dominar el idioma inglés en tan solo 7 días, ni este, ni cualquier otra lengua.

Claro que podrías ser un genio de 190 de coeficiente intelectual o uno de esos niños índigos, en cuyo caso tendríamos que retractarnos, pero la realidad es que no todos nacimos con dotes extraordinarios. 

Incluso si fueras un genio nivel Sheldon Cooper, de seguro tendrías que dedicar mucho más que una semana para desarrollar un vocabulario amplio del idioma inglés

Pero esto ya lo sabías, todos conocemos la respuesta porque de forma consciente o inconsciente nos preguntamos: ¿de chico aprendí a leer, hablar y escribir en 7 días?

De nuevo, nos arriesgamos a que no eres un Stephen Hawking reencarnado y decir que no. Pero no pongas esa cara, el hecho de que no es posible aprender inglés en tan solo 7 días no quiere decir que no puedas absorber ciertas cosas del idioma.

¿Por qué no puedes aprender inglés en 7 días?

Antes de decirte las cosas que sí puedes aprender del inglés en 7 días, es necesario que entiendas las razones por la que es casi imposible lograr la meta general en una semana.

Hay ciertos retos que cualquier estudiante debe superar al tratar de aprender inglés, y cuando decimos aprender es implicar todas las áreas de estudio: listening, speaking, writing and reading.

Supongamos que estás compitiendo en una carrera de obstáculos, ¿a qué te enfrentas?

aprender en 7 días inglés

1. Obstáculo: las contradicciones del idioma inglés

Para un hispanohablante es muy duro aprender este idioma al principio, porque estás acostumbrado al español, cuya estructura es diferente al inglés.

Por ejemplo:

  • Look y See son sinónimos y significa mirar / ver. Pero overlook (pasar por alto) y oversee (supervisar) significan lo contrario.
  • Pineapple (piña) no tiene ningún pino o manzana pero ambas conforman la palabra.
  • Ham significa jamón, pero al decir hamburger (hamburguesa) lo último en lo que piensas es en jamón.

2. Obstáculo: las reglas gramaticales

Acabas de saltar el primer obstáculo pero el siguiente tiene un enorme charco de agua justo al lado de la valla. Si eres un corredor profesional ya habrás anticipado esto, pero ahora debes enfrentarlo.

Hay mucha publicidad engañosa en internet del tipo: «cómo aprender inglés en 10 días», o «esta es la mejor técnica para aprender inglés en poco tiempo». 

La realidad es que, al menos al principio, es casi una necesidad estudiar con un guía, alguien o algo que te enseñe las reglas básicas.

Como por ejemplo:

Al deletrear palabras con -ei o -ie toma en cuenta que deben pronunciarse igual. Y entonces te preguntarás; ¿cómo deletrear correctamente la palabra? La norma es usar «i» antes de «e» a menos que le preceda una «c».

Sin embargo, te encuentras con palabras como science (ciencia) o weird (extraño) y empiezas a tropezar, estás a punto de caer de cabeza en el charco.

3. Obstáculo: la pronunciación

Supongamos que milagrosamente lograste recuperar el equilibrio y superaste lo de los interminables verbos irregulares y dijiste: «lo de construir el pasado es pan comido». Incluso te burlaste de todas aquellas excepciones a la regla y que son reglas en sí mismas.

El próximo obstáculo parece medir 2 metros, con alambre de púas y si llegas a caer te espera Donald Trump y sus horribles apretones de mano. ¿Cómo se supone superarás todo aquello?

La cosa es así: el idioma inglés está muy influenciado por el noruego de los vikingos, por el francés de los normandos y por ese inglés antiguo que suena a irlandés en día de San Patricio.

Eso quiere decir que dependiendo de donde provienen las palabras dependerá también su pronunciación.

Podrías suponer que las palabras que terminan en ough se pronuncian igual, o al menos de forma similar, pero dónde dejas Rough (áspero) que suena más a ladrido de Bichón Maltés: «raf». 

O bough (rama) que suena a «baj»; y qué me dices de through (a través de) que suena a algo como «fru».

Como ves, con tres obstáculos tendrías que ser una mezcla de Usain Bolt y Pegaso, y eso que no incluimos muchas otras reglas, como los dialectos locales de la lengua inglesa.

¿Qué puedes aprender del inglés en 7 días?

Ya sabes que para dominar el idioma hace falta mucho más que conocer los colores en inglés o aprender los números. 

Pero aunque ya respondimos la pregunta de si se puede aprender inglés en tan solo 7 días, hay muchas cosas que puedes lograr en una semana, todo dependerá de qué quieres lograr con tu objetivo.

La buena noticia es que el inglés no está dentro del rango de los idiomas más difíciles del mundo, eso déjaselos a los chinos, pero eso no quiere decir que no necesites tomarte tu tiempo. 

¿Es posible aprender inglés en 6 meses? Será duro y tendrás que poner tu paciencia y habilidades a prueba, pero es posible.

¿Se puede aprender inglés en tan solo 7 días? No, pero si lo que quieres es comprender algunas cosas básicas para darte a entender, o saber algo en específico, entonces es más que posible.

¿Por ejemplo, vas a Estados Unidos y necesitas saber vocabulario de vuelo y viajes, saber qué decir en la aduana y pedir algunas direcciones? No hay problema.

Una gran ventaja del inglés es que no necesitar tener un vocabulario amplio para darte a entender, un nativo promedio usa unas 22000 palabras, de las cuales 3000 son repetidas de forma recurrente.

No aprenderás 3000 palabras en una semana, pero tampoco necesitarás llegar a tanto si lo que quieres es pedir direcciones en inglés.

¿Qué puedes hacer para aprender inglés en 7 días?

aprender vocabulario en inglés

Nos metemos en territorio esotérico. Muchas personas quieren creer que sí se puede dominar el idioma, al menos gran parte de él, en pocos días, y por eso han surgido mitos y realidades sobre el tema. 

Sin embargo, hay cosas que puedes hacer para mejorar tus habilidades de forma increíble. Estos son los materiales que necesitarás:

  • Tiempo
  • Concentración.
  • Practicar varias veces al día
  • Convertir tu entorno en un nación anglosajona
  • Obsesión por el inglés
  • Aplicaciones y páginas para aprender inglés
  • Clases particulares intensivas
  • Podcasts en inglés
  • Una increíble y despiadada fuerza de voluntad
  • Usar las redes sociales para chatear con nativos 

Estas son las herramientas básicas, pero tal vez el mejor ingrediente sea la creatividad, solo tú puedes poner límites a tus métodos de aprendizaje.

¿Qué otra cosa puedes hacer?

No existen técnicas milagrosas para aprender un idioma, pero si quieres lograr tu objetivo como sea entonces no está de más que pruebes algo menos ortodoxo.

Usa la técnica para aprender inglés rápido de Ramón Campayo

Ramón Campayo es un campeón en carrera de cien metros de lectura, además ha logrado varias medallas olímpicas en la categoría de memorización. 

En algún momento Campayo debió preguntarse: ¿y qué tal si uso mis habilidades y técnicas para el aprendizaje de un idioma?

Así nació la técnica Campayo, que no es más que usar la mnemotécnicas, esto es, trucos para memorizar palabras más deprisa, así puedes por ejemplo, asociar un concepto a una persona, a un color o a cualquier imagen o sonido, y cortar la curva de aprendizaje.

Por ejemplo:

Quieres aprender la palabra Drink (tomar, beber). 

Lo que haces es asociar esa palabra a un recuerdo, como cuando tuviste que cargar con tu amigo John y llevarlo a su casa porque estaba muy ebrio para llegar solo. Incluso podrías ir más allá y asociar olores o texturas.

Así nace toda una oración a partir de la palabra base:

Drink (Tomar)

John is drunk (John está ebrio)

John is drunk and I take him home (John está ebrio y lo llevo a casa)

John is drunk and I took him home because he can’t drive (John está ebrio y lo llevo a casa porque no puede conducir)

John is drunk and I’m taking him home because he can’t drive in that state (John está ebrio y lo llevo a casa porque no puede conducir en ese estado)

La técnica de Tim Ferris para aprender inglés rápido

Tim Ferris es el autor de “La semana laboral de cuatro horas”, un bestseller que hace una crítica al sistema actual que nos impone trabajar 40 horas a la semana o más para luego retirarnos a los 65 y empezar a “disfrutar de la vida”.

Dios bendiga a Tim Ferris. Pero no es por esto que lo nombramos, sino por su técnica que asegura que aprender inglés en poco tiempo es más que posible, es un hecho. 

Su propuesta es simple: usar el Principio de Pareto, que afirma que el 20% de las palabras de una lengua se usan el 80% del tiempo.

Lo cual tiene mucha lógica a primera vista, a pesar de la amplitud del idioma los nativos usan pocas palabras en comparación.

Entonces, ¿se puede aprender inglés en tan solo 7 días? Sí, siempre y cuando quieras manejar un aspecto específico del idioma, de lo contrario tendrás que involucrarte por mucho más que una semana.

¿Te gustó? Comparte este contenido

Deja un comentario